Una mujer estrangula a su hijo de 11 años por jugar con su teléfono hasta altas horas de la noche

 

En Planalto, Brasil, una mujer fue acusada de asesinato después de estrangular a su hijo de 11 años porque estaba harta de que jugara con su teléfono celular hasta altas horas de la noche, informan medios locales.

 

Alexandra Dougokenski, de 33 años, fue acusada de la muerte de su vástago Rafael después de confesar el crimen.

 

Según los informes policiales, el asesinato tuvo lugar el 15 de mayo, día que la mujer acudió a las autoridades a denunciar la desaparición del niño.

 

El cuerpo sin vida del menor fue encontrado por las autoridades diez días después en una gran caja de cartón en el garaje de una casa cercana.

 

fue acusada de asesinato intencional

La sospechosa declaró que había administrado píldoras para dormir a su hijo y que la muerte fue causada por una sobredosis. Sin embargo, los forenses encontraron signos de asfixia en el cadáver.

Alexandra confesó que al despertarse por la madrugada, fue a la habitación del niño y lo encontró todavía despierto, jugando con su teléfono celular. Perdió el control y tomó una cuerda de la lavandería para estrangularlo.

 

La mujer fue acusada de asesinato intencional, además de entrega de información falsa a la Policía y ocultamiento de un cadáver, delitos por los que puede enfrentar hasta 30 años de prisión.