Trabajadores de Canal 11 denuncian despidos: “Nos echaron a la calle como delincuentes”

 

Trabajadores de Canal Once del Instituto Politécnico Nacional (IPN) denunciaron el despido de manera arbitraria de 50 empleados, sin previo aviso y violentando la ley, además de señalar que se están llevando a cabo contrataciones a través de recomendaciones del director, José Antonio Álvarez Lima y de Diana Esperanza Constable Thompson, y “en la mayoría de los casos no cuentan con los conocimientos ni la capacitación para desempeñar esas labores y además, con sueldos altos”.

 

En un comunicado enviado a diferentes medios de comunicación, comentaron que los despidos se han realizado violentando los derechos humanos, al ser tratados como delincuentes.

 

“En despótica violación de nuestra dignidad humana y de nuestros derechos laborales, sin importar la antigüedad de cada trabajador, se nos asignó de manera general una quincena de salario como irrisoria compensación por los años laborados.

 

Acusan que “Sin previo aviso, como si fuéramos delincuentes, ese mismo día se inhabilitaron nuestras computadoras y posteriormente se nos comunicó que nuestro contrato de trabajo había terminado”.

 

INFLUYENTISMO Y NEPOTISMO

Informaron que algunos de los trabajadores tenían un promedio de antigüedad de 20 años. Cuesta trabajo entender que acciones como ésta, llevadas a cabo en prácticamente todo el sector público, “se hagan al amparo de un gobierno que reiteradamente ha proclamado su propósito de elevar el nivel de vida de las mayorías trabajadoras, así como su indeclinable voluntad de respetar los derechos humanos y laborales de los mexicanos”, fustigan en su misiva.

 

“ ¿Por qué entonces ese inhumano desprecio por el destino de miles de trabajadores del sector público que son lanzados a la calle sin indemnización, sin ofrecerles ninguna alternativa de empleo? Vamos, ni siquiera un trato humano a la hora de echarlos a la calle como viles desechos y víctimas de la así llamada Cuarta Transformación”.

 

Los trabajadores enfatizaron que lo peor de todo es que, al amparo de ese brutal empeño de adelgazamiento de la burocracia se están produciendo fenómenos de simulación y de oportunismo como en el Canal Once, “donde algunos de los trabajadores despedidos están siendo sustituidos por recomendados y amigos del director, José Antonio Álvarez Lima y de su mano derecha, Diana Esperanza Constable Thompson, y que en la mayoría de los casos no cuentan con los conocimientos ni la capacitación para desempeñar esas labores y además, con sueldos altos”.

 

Ello -puntualizan los trabajadores despedidos- contradice lo afirmado por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, de no permitir el influyentismo, ni el nepotismo.

 

Por ende, exigen a Jenaro Villamil, Presidente del Sistema Público de Radiodifusión, Mario Alberto Rodríguez Casas, Director del Instituto Politécnico Nacional, así como a Esteban Moctezuma Barragán, Secretario de Educación Pública tome conocimiento del caso y ofrezca una solución que reivindique los derechos laborales.