Se aproxima una extinción masiva de insectos: 40% están en peligro

 

Los insectos están desapareciendo ocho veces más rápido que las aves o los mamíferos, refiere una investigación publicada en Biological Conservation, donde el 40% de los insectos están en peligro de extinción.

 

La situación es alarmante ya que diversos ecosistemas terrestres ya perdieron una población considerable. Y no sólo se trata de aquellas especies que habitan en espacios ecológicos particulares, el problema también afecta a las especies comunes.                                                                                         

Científicos de la Universidad de Sydney analizaron 73 informes históricos de la disminución de insectos en el mundo; además, evaluaron los factores subyacentes. El total de biomasa de insectos está disminuyendo a un ritmo de 2.5% a nivel global.

 

¿Qué factores inciden en la disminución de insectos?

El estudio destacó que existen varios factores que inciden en la disminución de la población de insectos.

  • Cambio climático
  • Contaminación
  • Pérdida de hábitat
  • Agricultura intensiva y la urbanización
  • Utilización de pesticidas sintéticos y fertilizantes
  • Factores biológicos: especies introducidas y patógenos.                                                                                                                                                                                                                                                                                            

 

¿Cuáles son los insectos más afectados?

Lepidópteros (mariposas)

Himenópteros (abejas, avispas y hormigas)

Coleópteros (escarabajos peloteros)

Odonata (libélulas)

Plecoptera (moscas de piedra)

Trichopteray

Ephemeroptera (efímeras)

 

Al mismo tiempo que desaparecen algunas especies de insectos, otras poblaciones crecen; aprovechan los nichos vacíos y se adaptan a las condiciones ambientales, son tolerantes a los contaminantes, por lo que están abarcando los entornos que urbanos y agrícolas.

 

¿Qué debemos hacer?

Los especialistas consideran que las personas se deben replantear las prácticas humanas que afectan a la biodiversidad.

 

Se debe pensar en la reducción de pesticidas con prácticas más sostenibles y amigables con el ambiente, para así retardar lo que sucede con las poblaciones de insectos y recuperar las poblaciones en declive.

 

Retroceder el cambio climático es determinante, éste afecta mayormente a las especies de las regiones tropicales y a una minoría de las que habitan en zonas frías, montañosas o templadas.

 

Fuente: ABC