¿Qué es un “Ejecutivo de Alto Nivel”?

 

Resulta habitual que los ejecutivos de alto nivel sean a su vez los presidentes o incluso dueños de las empresas. No obstante, no son los únicos que ostentan este cargo. Pues bien, para saber un poco más acerca de lo que supone este título, es fundamental conocer tanto sus características como sus funciones en las compañías.

 

El ejecutivo de alto nivel es la persona en la cual recaen las principales responsabilidades de la dirección de una empresa. Entre ellas se encuentran el desarrollo y la implementación de estrategias de mercado, el manejo de recursos y en ocasiones, actuar como intermediario entre las operaciones corporativas y el equipo de dirección.

 

Aunque es frecuente que los ejecutivos de alto nivel sean los dueños y directores de las compañías, en esta categoría suelen encontrarse también los vicepresidentes y gerentes de departamentos en los que existe bastante personal (en cuyo caso, el líder de cada área forma un grupo ejecutivo para dirigir la empresa).

 

Si te interesa esta profesión, especialízate mediante un máster MBA

Se trata de un puesto de responsabilidad que requiere de una formación específica. Por suerte, en la actualidad se puede realizar un máster MBA en España. También es muy importante la experiencia en el desempeño de este cargo. Tanto su currículum como la opinión que de él tengan sus jefes y compañeros en otras empresas anteriores, son tenidos en cuenta a la hora de desempeñar un papel tan importante.

 

Los dueños o directores generales, que no necesariamente tienen que ser una misma persona, tienen distintas responsabilidades, según el tamaño de la compañía. Cuando se trata de una pequeña empresa, lo más posible es que se encargue de la toma de decisiones en la mayor parte de los casos, así como del desempeño de prácticamente todas las labores relacionadas con el negocio.

 

Es habitual que en las grandes compañías los directores tan solo se dediquen a definir la estrategia de mercado, buscar oportunidades nuevas para su expansión, y monitorear el progreso de la empresa. Este profesional es el que tiene las cualidades necesarias para encargarse de funciones de este tipo.

 

Pero los ejecutivos de alto nivel también pueden decidir adoptar un papel silencioso. Esto consiste en tomar decisiones de vital importancia para la organización, pero marcando las distancias para que no sea imprescindible su distancia a diario. Algo que ocurre especialmente entre los dueños que han delegado gran cantidad de responsabilidades fundamentales en otros ejecutivos.

 

¿Cuáles son las características de un ejecutivo de alto nivel?

En estos profesionales se valoran cualidades como la creatividad, la integridad a nivel moral, la capacidad de liderazgo y de socialización, y saber crear relaciones profesionales a largo plazo. También debe presentar una buena apariencia, y demostrar visión global y capacidad de análisis.

Encontrar un ejecutivo de alto nivel no es siempre tarea fácil. Es por ello que existen empresas que se dedican a esta función, y que pueden resultar de gran ayuda para las compañías en la búsqueda de los mejores profesionales.