¿Qué es la masoterapia y para qué sirve? ¿Cuáles son sus usos?

 

 Como bien indica su nombre, la masoterapia es un tipo específico de terapia. Ésta en concreto tiene una finalidad directa, la cual consiste en estirar la piel mediante distintos tipos de masaje. Es decir, es, a fin de cuentas dar masajes.

 

Pero ¿masajes para qué? Pues bien, estos masajes se hacen ni más ni menos que para estirar la piel y, con ello, los músculos. Es de este modo como la piel puede llegar a aumentar su elasticidad e incluso su suavidad.

 

Así pues, si se hacen bien estos masaje, con la fuerza y aplicación debidas, se conseguirá el alivio de la presión en puntos difíciles y complicados como pueden ser las articulaciones, los ligamentos o los tendones, dando paso a una mejor circulación sanguínea en cierta zona.

 

Estos masajes suelen tener más de un sólo beneficio de los ya mencionados, ya que al estimular ciertas partes del cuerpo se consiguen distintas sensaciones como relajación o sedación. Depende en quién se haga el masaje y en el momento en que se haga.

 

Profundiza en la masoterapia y aprende de ella

De modo que, teniendo una mínima idea sobre la masoterapia podemos contar con ella si en algún momento nos hiciera falta.  Como ya hemos podido observar, esta terapia o método tiene beneficios muy variados sobre el cuerpo humano y nunca estaría de más someterse a uno de estos masajes.

 

Sin embargo hay distintos subtipos dentro de la masoterapia, entre los que podemos encontrar el masaje circulatorio, el masaje relajante, el masaje estético, el masaje deportivo y el masaje para las contracturas entre los principales.

 

Como podemos intuir a primera vista cada masaje tiene su función específica y cada uno sirve para una cosa distinta. Por lo tanto, hagamos una pequeña explicación de cada uno, exponiendo sus usos y funciones principales.

 

Todos los tipos de masajes que nos brinda la masoterapia ¡descúbrelos!

En primer lugar tenemos el masaje circulatorio. Este masaje tiene como objetivo directo que los nutrientes lleguen mejor a las células mediante la movilización de los líquidos corporales y eliminando así toxinas.

 

Además de todo esto, este masaje resulta altamente recomendable para aquellos que sufran de retención de líquidos o celulitis. Como último consejo, diremos que uno mismo puede realizarlo en casa, ya que resulta sencillo pero no por ello menos eficaz.

 

En segundo lugar tenemos tenemos el masaje relajante. Podemos intuir claramente en qué consiste este tipo de masaje. Pero no sólo eso, este masaje tiene un objetivo que busca alcanzar a toda costa, y es encontrar el equilibrio entre el cuerpo y la mente, obteniendo así la máxima relajación. Por supuesto para este tipo de masajes se hacen uso de otros estimulantes de relajación como música tranquila y clásica, olores específicos, etc…

 

En el tercer puesto, encontramos el masaje estético, en el que se suelen usar piedras calientes y se suele realizar sobre el abdomen, los glúteos, los brazos o incluso hasta en las cartucheras, ya que consigue la eliminación de grasa corporal acumulada.

 

Finalmente, en los últimos puestos pero no por ello menos importante encontramos el masaje deportivo y el masaje para las contracturas. Ambos van ligeramente unidos, ya que las contracturas suelen provocarse al realizar algún esfuerzo físico, los cuales se suelen dar más frecuentemente en las horas en las que se practica deporte.

 

De nuevo, ambos consisten en relajar los músculos para poder realizar una actividad física óptima y si apareciera alguna contractura en cualquier músculo, poder hacerla desaparecer con la mayor brevedad posible.

 

Hablemos de deporte y de dieta ¡aquí están los mejores métodos!

Como íbamos comentando, estos masajes nos ayudarán con nuestro ejercicio físico, y por ello hemos de mencionar nuestra dieta, algo totalmente imprescindible si queremos mantener nuestro cuerpo realmente cuidado.

 

Cuidar nuestra alimentación también es un punto muy clave, que, unido a la realización de deporte nos llevará al éxito. Así pues, debemos seguir algún tipo de dieta si queremos ser más estrictos con nuestro físico y nuestra figura.

 

No obstante, muchas veces no resulta fácil eso de comer sólo ciertos alimentos y privarnos de muchos otros. Por eso es considerablemente recomendable que hagamos uso de recetas innovadoras que nos ofrecen los mejores sabores dejando atrás los alimentos con muchas calorías.

 

Es por esto que todos deberíamos tener una máquina batidora en casa, con la que poder llevar a cabo las mejores recetas para seguir una dieta sana y equilibrada. De modo que si seguimos el consejo previamente dado, seremos capaces de mantener nuestro cuerpo en forma y totalmente saludable. Foto: Internet