Exnúmero tres del Vaticano apela su sentencia por pederastia en Australia

El cardenal George Pell, ex número tres del Vaticano, intenta revertir la sentencia de seis años de prisión que le fue impuesta en marzo por abusar sexualmente de dos niños hace más de veinte años, al iniciarse hoy el proceso de apelación en Australia.

“El cardenal Pell ha sido condenado por cinco delitos sexuales. Las vistas de hoy y de mañana tratan sobre si estas condenas deben ser revertidas”, dijo la presidenta del Tribunal Supremo del estado de Victoria, Anne Ferguson, al inicio del proceso al que el religioso acudió con un alzacuellos, y arropado por familiares y simpatizantes.

Pell, que llegó a ser el responsable de las finanzas del Vaticano, fue condenado por perpetrar abusos sexuales contra dos niños del coro de la catedral de St Patrick’s,en Melbourne, en dos ocasiones, en 1996 y 1997, que implicaron la penetración oral del demandante en presencia de un segundo niño que nunca denunció los hechos y murió de una sobredosis de drogas en 2014.

El jurado concluyó en diciembre pasado la culpabilidad del prelado, pero su defensa, encabezada por el abogado Brett Walker, argumenta que dicha culpabilidad no se demostró “más allá de toda duda razonable”, al fundamentarse únicamente en el testimonio de la víctima.

Los otros dos argumentos de la apelación, de carácter más técnico, denuncian que se denegara a la defensa presentar un vídeo animado de 19 minutos que trataba de reconstruir los hechos y el posible error de que no se permitiera a Pell declararse culpable o inocente frente al jurado.

¿Qué opinas?