EX FUTBOLISTA BELGA ES CONDENADO POR TRÁFICO DE MIGRANTES

El ex futbolista belga Fabrice Lokaso-Lokembo fue condenado a diez meses de cárcel  firme por intentar  pasar a diez inmigrantes en una camioneta de Francia a Inglaterra,  comunicó hoy La Voix du Nord.

Las autoridades francesas de fronteras (PAF) le detuvo el pasado jueves en la terminal de ferris de Loon Plage, cerca de Calais.

Durante el control de su vehículo hallaron  escondidos entre muebles a 10 inmigrantes afganos: cuatro hombres, dos mujeres, una de ellas embarazada, y cuatro niños.

Lokaso-Lokembo, de nacionalidad belga, vino al mundo  hace 33 años en Kinsasa y su carrera como futbolista profesional se extendió de 2001 a 2009 en Bélgica, después en Israel y finalmente en Chipre, en escuadras  como el Sporting de Charleroi belga o el chipriota AEK Larnaca.

Al final de su carrera, según recordó La Voix du Nord, acumuló deudas que  estuvieron arriba de los 40.000 euros, y también ha tenido problemas con la Justicia belga, uno de ellos por tráfico de drogas, que le valió tres meses de cárcel en 2012.

Tanto en su detención como en su juicio en Dunkerque este lunes, Lokaso-Lokembo reconoció los sucesos .

“En Bruselas, un tal Malik me propuso entregar unos muebles a Inglaterra, pero en ese momento no tenía idea de lo que contenían. Al llegar a Calais, conocí a un tal Al, quien me puso al corriente en el último momento y me propuso llevar a esas diez personas a cambio de 1.000 euros por cabeza”, alegó.

El exfutbolista dijo haber aceptado por sus problemas económicos: “Todo pasó muy rápido. Tengo muchas deudas y estoy bajo presión, por eso acepté. Nunca había hecho esto antes y, sinceramente, me arrepiento ya que yo no soy así”, dijo en ese proceso, en el que se le prohibió también pisar el territorio francés durante 3 años.