Estampida en discoteca en Italia deja 6 muertos y 59 heridos

Seis personas murieron y 59 más resultaron lesionadas debido a una estampida durante un concierto en un club nocturno en una localidad de la costa adriática, en el centro de Italia.

Las autoridades locales informaron que los fallecidos son cinco adolescentes que tenían entre 14 y 16 años, así como una mujer de 39 años, quien según medios locales, acompañó a su hija a la discoteca Lanterna Azzurra para ver la actuación del rapero Sfera Ebbasta.

De los 59 heridos, 13 están en estado de gravedad.

LUGAR, EXCEDÍA SU CAPACIDAD MÁXIMA
En un vídeo grabado en el exterior de la sala de conciertos de Corinaldo, cerca de Ancona, se ve cómo docenas de adolescentes salieron corriendo por la puerta de la discoteca y se acercaban a una pared o valla baja cerca de la salida.

El comandante de los bomberos de Ancona, Dino Poggiali, comentó que los cuerpos de las víctimas fueron hallados cerca de un muro de entre 1.5 y tres metros de alto, a un costado de una de las salidas del recinto.

El coronel Cristian Corrazza, comandante de la policía paramilitar de la provincia de Ancona, informó que se sospecha que el recinto excedía su capacidad máxima.

ROCIARON SPRAY IRRITANTE
Medios italianos indicaron que en el interior del club de ocio nocturno había alrededor de mil personas en el momento de la estampida.

Agregaron que según testigos, alguien roció un spray irritante y eso la estampida, sin embargo, el ministro italiano del Interior, Matteo Salvini, declaró que había un “hedor” de algo que podría haber sido amoníaco y otra sustancia.

Algunos sobrevivientes dijeron que al menos una de las salidas de emergencia estaba bloqueada cuando el público intentó salir, pero el ministro indicó que las primeras investigaciones “parecen descartar esa posibilidad”.

ANALIZAN SI SE SIGUIERON LOS PROTOCOLOS DE SEGURIDAD
Por su parte, el comandante de bomberos Poggiali dijo que era demasiado pronto en la investigación para saber si se habían incumplido los protocolos de seguridad, pues cuando los rescatistas llegaron,todas las puertas del local estaban abiertas.

Resaltó que tampoco había confirmación inmediata del uso de algún spray irritante.