Entregaron a EU a seis ‘narcos’ de ‘primer nivel’ en una semana

El gobierno mexicano extraditó a EU a seis narcos de primer nivel que guardan relación con los cárteles de Tijuana, de Sinaloa, Los Zetas y los Beltrán Leyva, algunos implicados en matanzas y asesinatos de periodistas. Se trata de Gustavo Rivera Martínez o Carlos Herrera Ávalos, El P1; José Odilón Ramírez Perales; Mario Núñez Meza, El M10; Juan Carlos Juárez Torres; Francisco Hernández García, El Panchillo, y José María Guizar Valencia, El Z43. Autoridades diplomáticas indicaron que la entrega ocurrió la semana pasada, cuando Ismael Zambada Imperial, El Mayito Gordo, hijo del capo Ismael El Mayo Zambada, líder del cártel de Sinaloa, fue entregado a EU.

Gustavo Rivera era el hombre de mayor confianza de los hermanos Arellano Félix y encargado de las finanzas, además de ser uno de los principales jefes de sicarios del cártel de Tijuana, al que todos mostraban respeto.

Después de la detención de Francisco Javier Arellano Félix, El Tigrillo y de Arturo Villarreal, El Nalgón, en 2006, en aguas internacionales, Rivera tomó el control de las células que encabezaba Diego García Simental, El Teo, y Jorge Briceño, El Cholo. En 2008, el gobierno federal ordenó la inmediata expulsión del país del estadunidense El P1, pero el capo consiguió ser internado horas después de su captura en el Altiplano, Estado de México, debido a una suspensión que se le concedió porque argumentó ser mexicano.

Contra Rivera existe la orden de arresto 03CR01843K emitida por la Corte Federal para el Distrito Sur de California, EU, por introducir sustancias controladas en ese país, cocaína y mariguana y por asociación delictuosa. José Odilón Ramírez fue capturado en 2012, en Coahuila. Era el encargado de recibir y lavar millones de dólares de Los Zetas enviados de EU a México para los hermanos Miguel Ángel y Omar Treviño Morales, El Z40 y El Z42, respectivamente, los más sanguinarios de esa organización.

Otro de los detenidos en ese operativo fue Ismael López, quien recolectaba el dinero de Los Zetas en Nuevo Laredo y se lo enviaba a Odilón Ramírez para que fuera lavado a Coahuila. En 2018, la Comisión Nacional de Seguridad capturó a José María Guizar Valencia, El Z43, considerado un líder histórico de Los Zetas y uno de los capos que supuestamente acudieron en 2014 a una narcocumbre en Piedras Negras, Coahuila, para negociar una reconfiguración del mapa de las drogas en México.

Guizar fue localizado en Ciudad de México, y era uno de los 122 objetivos prioritarios del gobierno. En EU es señalado como responsable del tráfico de drogas desde Sudamérica, razón por la que se ofrecía una recompensa de 5 millones de dólares. Mario Núñez Meza, El M10, fue detenido en 2013, era cercano a El Chapo Guzmán. Se le vincula con el asesinato de más de 350 personas, quienes fueron localizadas en fosas clandestinas en Durango. Además está vinculado con el homicidio de tres agentes antisecuestro de la Fiscalía de Chihuahua y relacionado con 30 averiguaciones previas. En 2016, detuvieron en Guasave, Sinaloa, a Francisco Javier Hernández García, El 2000 o El Panchillo, quien asumió la dirección del cártel de los Beltrán Leyva, tras la detención del capo Héctor Beltrán Leyva, El H. El 2000 era investigado desde 2005 por la desaparición del periodista Alfredo Jiménez. También se le identifica como el responsable de haber establecido alianzas con Los Zetas para enfrentar a otros cárteles. En 2005, los hermanos Arturo y Héctor Beltrán Leyva lo designaron operador para el trasiego de drogas en Sonora, fue así como tomó el control de diversos grupos operativos en Chihuahua, San Luis Potosí y Coahuila.

Comparten resposabilidad

El secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, demandó al gobierno de EU sumar esfuerzos de manera “permanente y sin regateos” para reducir el contrabando de armas. Dijo que combate al tráfico de armas va en interés de los propios estadunidenses, porque este armamento, además de poner en ventaja al crimen organizado, fortalece a las organizaciones que atentan contra la sociedad de EU.

Afirmó que aunque sea responsabilidad de México sellar los puntos por donde entran, “también es cierto que las redes criminales que las introducen tienen carácter trasnacional y de ello deriva la demanda que hacemos a EU de sumar su esfuerzo de manera permanente, consistente, amplia y sin regateos para reducir el contrabando”.

Recordó que la tragedia de los LeBarón fue cometida con armas procedentes de EU y “las grandes armas que vieron en Culiacán desplegadas por los criminales son de allá, con un agravante, que la mayoría es exclusiva para uso del Ejército”.

Antes, el SAT informó que en la aduana de Nogales, Sonora, incautó 16 mil 500 cartuchos de diferentes calibres y que iban a ser ingresados en un vehículo. El Mayito Gordo se declara inocente Ismael Zambada Imperial, hijo de Ismael El Mayo Zambada, jefe del cártel de Sinaloa, se declaró inocente de los cargos por los que fue juzgado el 20 de diciembre en una corte del distrito sur de California, en San Diego.

De acuerdo con lo revelado por CNN, según la cual, basada en documentos de corte, Zambada Imperial fue notificado el viernes de los cargos por narcotráfico.

El Mayito Gordo, se declaró inocente de todos los cargos que pesan en su contra, sin que ello impida que permanezca detenido al menos hasta el 7 de febrero de 2020, su siguiente audiencia. Zambada Imperial fue detenido por la Marina en un operativo en Culiacán, Sinaloa, en 2014. La semana pasada fue trasladado a Estados Unidos.

Fuente: Milenio