Chivas fracasa en el Mundial de Clubes; mucha ilusión y poco futbol

En su primer juego en una Copa del Mundo de Clubes, el Guadalajara ratificó que viajaron a Dubai con más ilusión que con confianza y nivel futbolístico, por lo que perdieron casi con el mismo guión que mostraron durante el semestre en la Liga.

Un gol tempranero de Ángel Zaldívar al minuto 3 ante el Kashima Antlers emocionó a sus aficionados en el amanecer sabatino, pero los errores defensivos, la baja de juego de algunos de sus jugadores y un penal imprudente en el área de Michael Pérez los encaminaron a la derrota de 3-2 frente al campeón de Asia.

POR EL QUINTO PUESTO

Así las Chivas quedaron fuera de toda posibilidad de pelear en la Semifinal ante el Real Madrid, por lo que ahora sólo disputarán el partido del martes por el quinto puesto para regresar a casa con otro fracaso a cuesta en el año.

Los rojiblancos habían sido dominadores en el primer tiempo, sobre todo con Isaac Brizuela encendido por el costado derecho, siendo un servicio suyo el que propició el gol con el que se fueron ganando al descanso.

Sin embargo, el chiverío de José Cardozo volvió a ser errático al frente, y el mismo Zaldívar dejó escapar otra opción para aumentar la ventaja al 39′, en una espectacular reacción del portero Kwoun Sun Tae.

Luego al 45′ Orbelín Pineda mandó un disparo al travesaño.

EN EL SEGUNDO TIEMPO

Vino el desconcierto y al 48′ en un rápido despeje del portero asiático, tomaron mal parado a Hedgardo Marín, a quien a velocidad dejaron colgado. Jair Pereira quedó muy atrás y se fue a tratar de tapar sin éxito el centro de Shoma por izquierda, el balón le llegó limpio a Nagaki quien sólo empujó para el 1-1 en el partido.

Ahí quedó totalmente descompuesta la zaga tapatía. Eduardo López, quien fue titular con las Chivas, era un fantasma desaparecido en la cancha.

Luego al 68′ Pérez fiel a su estilo de jugar al filo de la navaja, llegó tarde sobre un japonés en el área y con un taponazo cometió el penal que Serginho anotó para el 2-1 que le daba la ventaja al Kashima.

A partir de ahí las Chivas quedaron tocadas y los nipones tomaron el control del encuentro sin hacer mucho.

BOMBAZO AL ÁNGULO

Brizuela perdió espacios con la entrada de Hiroki Abe, quien no sólo taponeó el carril del “Conejo”, sino que al 83′ tomó un balón desde fuera del área y con un bombazo la mandó al ángulo para el 3-1 que sentenciaba al chiverío.

Al minuto 92, Chivas tuvo la oportunidad de reducir la desventaja con un penal a su favor, pero Alan Pulido falló la ejecución. Sin embargo, el rechace del portero coreano le quedó para que en el contrarremate anotara el 3-2 definitivo.

Con el fracaso mundialista consumado, a las Chivas ya sólo les queda disputar el martes el partido por el quinto lugar, ante el perdedor del duelo entre el Al Ain FC y el Esperanse de Túnez.