Caso Robles “no es asunto nuestro, no soy Poncio Pilato”, dice AMLO

 

Ivette Sosa

Como Poncio Pilatos, esta mañana el Ejecutivo de la Nación se lava las manos y sostiene que su administración de la Cuarta transformación (4T), es totalmente ajeno al proceso que se le sigue a la señora Rosario Robles Berlanga, exsecretaria de Sedesol y Sedatu en el Gobierno de Enrique Peña Nieto.

 

El tema, sostuvo Andrés Manuel López Obrador, de quien fuera su camarada en tiempos de oposición, colaboradora cercana y con quien mantenía una estrecha amistad, corresponde a la Fiscalía General de la República (FGR) y al Poder Judicial.

 

“No es un asunto nuestro -sostuvo AMLO y añadió en su conferencia de esta mañana martes 13- tampoco soy Poncio Pilato”.

 

VINCULAN A PROCESO A ROBLES BERLANGA

Tal y como lo ha informado oportunamente diarionoticiasweb.com, esta madrugada Felipe de Jesús Delgadillo, el juez de control, vinculó a proceso a Rosario Robles Berlanga debido a su omisión en evitar un daño patrimonial por 5,073 millones de pesos al erario público, cuando ella fue la secretaria de Sedesol y de Sedatu.

 

También el impartidos de justicia sugirió la FGR, que debería investigar al excandidato presidencial priísta José Antonio Meade, pues en un documento que entregó la defensa de Robles Berlanga sobre la entrega-recepción de la Secretaría de Desarrollo Social, se señaló que él sabía sobre dichas irregularidades.

 

En su conferencia mañanera, el presidente de la 4T sostuvo que el involucramiento de otras personas, como exfuncionarios públicos, forma parte de la investigación. Empero, lavándose nuevamente las manos, acotó que será el juez (Poder Judicial, quien actúa de manera independiente), el que decida si llama o no a declarar a más involucrados y si se dicta o no, auto de formal prisión a Rosario Robles.

 

Para López Obrador, “es un logro (de su administración)  el que no haya impunidad y exista un auténtico Estado de Derecho”, cuando antes lo que imperaba “era un estado de cohecho”.

 

Conmueven hasta las lágrimas las palabras del Señor Presidente pero, sin duda, faltan muchos peces gordos que deben responder ante la Justicia mexicana. Ya veremos si en verdad hay voluntad política o solo se busca tapar el ojo al macho. O utilizando las palabras del propio Presidente, que Robles sólo sea un chivo expiatorio de la 4T. ¡Al tiempo!