Algunos de los lugares más bellos del mundo

 

Vivimos en un planeta increíble, lleno de bellezas naturales que nos dejan asombrados y nos hacen preguntarnos “¿de dónde ha salido esto?”. Géiseres rociando agua, auroras boreales, coloridas formaciones rocosas, enormes cascadas, inmensas bahías cubiertas de hierba, puestas de sol e impresionantes amaneceres. Es imposible no se sentirse seducido por las bellezas de la Madre Naturaleza.

 

Esta es una pequeña lista con algunos de los lugares más bellos del mundo, rincones realmente espectaculares que son inolvidables para cualquiera que haya tenido (o tenga) la oportunidad de verlos.

 

Salar De Uyuni – Bolivia

Salar De Uyuni_Bolivia

Este desierto de sal es el espejo más grande del planeta y uno de los lugares más bellos del mundo. Tan grande como la región de Abruzzo, esta gran extensión tiene alrededor de 10 mil millones de toneladas de sal y representa un tercio de las reservas de litio del planeta. Está a casi 4000 metros del suroeste boliviano y tiene 3 especies diferentes de flamencos. Es un lugar impresionante donde el cielo se confunde con el desierto. ¡Qué lugar tan espectacular!

 

La Puerta al Infierno – Turkmenistán

La Porta Dell’Inferno_Turkmenistan

La Puerta al Infierno es un cráter de fuego que arde en el medio del desierto de Karakum en Turkmenistán, cuyo brillo se puede ver desde la lejanía. Este es uno de los lugares más espectaculares del planeta. Aproximadamente con 70 metros de ancho y una profundidad de 30 metros, es la evidencia abrumadora de lo pequeños que somos frente a la Madre Naturaleza.

 

Hace 45 años, los soviéticos hicieron algunas pruebas con el fin de extraer su aceite, pero en un momento dado, los taladros alcanzaron una bolsa de gas natural, provocando el hundimiento del terreno. Con el fin de prevenir el escape de gas, decidieron incendiarlo todo, esperando a que las llamas se apagasen. Pero no fue así y desde entonces esas llamas siguen encendidas, ardiendo sin parar.

 

Lago Moraine y el Valle de los Diez Picos – Canadá

Lago Moraine e Valle dei Dieci Picchi_Canada

Lago Moraine es un lago glacial en el Valle de los Diez Picos y tiene casi 2000 metros de altitud. El lago en sí no es muy grande, pero se encuentra en el medio de uno de los lugares más encantadores del mundo, rodeado de enormes montañas rocosas. Las aguas de este lago además son de un increíble color turquesa, un color causado por las partículas de piedra caliza glacial (también conocida como “harina glacial”). ¡Este espectacular lugar te conquistará el corazón!

 

Hveravellir – Islandia

Hveravellir_Islanda

Es bastante fácil deducir por qué esta piscina de agua caliente es uno de los lugares más bellos del mundo. Una reserva natural a unos 650 metros sobre el nivel del mar, que se podría describir como una verdadera perla de la Madre Naturaleza, considerara una de las zonas geotérmicas más bonitas de Islandia.

 

Y encima, puedes bañarte en su piscina de agua caliente en medio de la exuberante vegetación islandesa, entre los glaciares Langjökull y Hofsjökull. ¡Sin duda alguna este es uno de los lugares que tienes que poner en tu lista de sitios a los que ir!

 

Gran Fuente Prismática – Yellowstone, Estados Unidos

Grand Prismatic Spring_Yellowstone_Stati Uniti

El Parque Nacional de Yellowstone (Wyoming) es el más antiguo y también uno de los lugares más encantadores del mundo. Forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO y es famoso por sus géiseres de colores. Es el lugar con más aguas termales en Estados Unidos y el agua que sale de estos manantiales está llena de minerales de calcio, silicato y magnesio.

 

Esta es la fuente más popular en los Estados Unidos y se distingue por sus increíbles colores del arco iris, claros y brillantes. Aunque varían dependiendo de la época del año que vayas a visitarlo. En invierno suelen tender más a verde y en verano los colores dominantes son el rojo y el naranja. En resumen, ¡una verdadera explosión de colores!

 

La Gruta Azul – Capri, Italia

Uno de los lugares más encantadores del mundo para visitar al menos una vez en la vida es la Gruta Azul, en la isla de Capri. Ver esta maravilla es un auténtico placer para los ojos.

 

Un lugar verdaderamente mágico al que solo se puede acceder en un pequeño bote de madera. Una vez dentro, pasarás de la oscuridad a las resplandecientes aguas azules, sintiéndote como si estuvieras en el cielo. ¡Mágico!

 

Fuente: www.spanish.hostelworld.com